Bolsonaro salió a la calle para animar a la gente a romper el aislamiento

El mandatario paseó por las calles, interactuando y sacándose fotos con los vecinos de las localidades de Ceilândia y Taguatinga, ambas en el Distrito Federal, desafiando la decisión de aislamiento de gobernadores y hasta de su propio ministro de Salud.

En un nuevo gesto contrario a la cuarentena que impone la pandemia del coronavirus, el presidente de Brasil, Jair Bolsonaro, ocupó la mañana del domingo en hacer un recorrido por Brasilia para interactuar con los ciudadanos, luego de que el sábado el ministro de Salud, Luiz Henrique Mandetta, defendiera la distancia social para evitar un colapso del sistema de salud por los contagios con Covid-19.

En las conversaciones que mantuvo con la gente el mandatario defendió que solo los ancianos y los enfermos se recluyan por el coronavirus, a contrapelo de las medidas de restricción que tomaron los gobernadores.

Bolsonaro también aseguró que “la cloroquina está funcionando en todas partes”, en referencia al tratamiento que impulsa el infectólogo francés Didiere Raoult, una vez más en oposición a lo que dijo ayer Mandetta, quien dijo que esa sustancia no es una “panacea” y se encuentra en las primeras etapas de estudio.

Tras el paseo, el mandatario publicó en redes sociales videos de su paseo por las calles, interactuando y sacándose fotos con los vecinos de las localidades de Ceilândia y Taguatinga, ambas en el Distrito Federal.

Comentarios